Egipto es mi Sueño
Egiptodreams
 

ECONOMÍA EN EL ANTIGUO EGIPTO

 

La economía en Egipto dependía principalmente de los recursos naturales de que disponía: el suelo del Valle, formado por una tierra negra, muy fértil; en sus montañas había gran cantidad de rocas y minerales; disponían de gran variedad de animales domésticos y plantas cultivables. Los egipcios aprovechaban todos sus recursos para obtener otras materias que necesitaban por medio del comercio.

 

©Maqueta de agricultores. Museo Egipcio de El Cairo.

 

El Valle del Nilo era muy fértil, ya que anualmente se depositaba un limo que provenía del deshielo de las montañas de Etiopía y de los Grandes Lagos africanos, con una composición muy rica y variada, lo que los hacía aptos para sembrar cereales, legumbres, verduras, etc. Se trataba de una tierra negra, que fue la que le dio nombre al país (Khemyt). Practicaban la agricultura de regadío, aunque las lluvias fueran escasas, pero la inundación anual del Nilo de Julio a Octubre les daba las condiciones favorables para producir la cosecha. La inundación conllevaba otras consecuencias de orden económico. Era necesaria la construcción de diques y canales para extender a todo el territorio los efectos beneficiosos de la crecida.

Cultivaban diferentes plantas para su subsistencia entre ellas:

" Cereales, como trigo, cebada y escanda (para hacer pan)

" Legumbres, básicamente lentejas y garbanzos.

" Hortalizas, como lechuga, pepino, ajo y cebolla.

" Frutas, como dátiles, higos, uvas, y granadas.

" Plantas oleaginosas para producir de aceite, como sésamo y lino.

" Plantas textiles, como lino, papiro, palmeras, etc.

La ganadería, también de subsistencia, se basaba en la cría de especies como vacas, bueyes, cabras, cerdos, asnos, ovejas y aves. El ganado era presentado anualmente ante el escriba encargado de censarlo, quien anotaba el número, para fijar los impuestos que tenía que pagar el propietario.


©Maqueta de ganaderos. Museo Egipcio de El Cairo.

 

La caza y la pesca también eran importantes a lo largo del Valle. El Nilo, ofrecía a los habitantes del Antiguo Egipto gran variedad de alimentos, entre los que se encontraban numerosas clases de peces. Se ha hallado restos en diferentes tumbas que parecen corroborar esta suposición. Los hombres empleaban distintos tipos de cestas para cazar y pequeñas redes de mano. La pesca con arpón y con caña se realizaba habitualmente desde pequeñas balsas de papiro, lo que se consideraba una grata diversión.

Respecto a sus montañas, estaban formadas por muy diferentes tipos de piedras. Tal es el caso del granito rosa de Asuán, el alabastro de Hat Nub, o el basalto de Abuzabal, entre otros muchos. También se obtenían piedras preciosas y minerales de gran valor, como las turquesas, feldespatos y granates del Sinaí; ágatas, ónices y amatistas del desierto oriental; coral del mar rojo; cuarzo y oro en Nubia.

Esta cantidad de riquezas, unida a una población activa muy organizada, hicieron que el comercio y la economía del país prosperaran rápidamente. Fue determinante el hecho de que el poder estuviera tan centralizado en una sola persona, que fuera la encargada de coordinar todas las fuentes de riqueza y los movimientos comerciales del país. Esta organización hizo posible la construcción de los grandes monumentos egipcios.

Pero aunque su economía era de subsistencia, había algunos productos y materias primas de las que no disponían en el país. Tal era el caso de la madera. Este hecho les llevó a crear una red comercial con Biblos y otros territorios.

El comercio interior se basaba en el trueque o cambio de bienes, ya fueran objetos o títulos. La primera transacción económica de la que tenemos constancia es aquélla por la que el estado daba al trabajador material para su sustento a cambio de su trabajo. Las personas de clases más humildes, como artesanos y campesinos, intercambiaban sólo productos de primera necesidad. Y aunque se realizaban actividades de este tipo por todo el país, no podemos hablar de mercados, sino de simples intercambios.

En el caso del comercio a mayor escala, se fabricaron monedas de cobre, plata y oro. Al principio del Imperio Antiguo se comenzó a usar el oro, en una moneda llamada chat. En el Imperio Nuevo, la moneda más usada era de plata. Y aunque es muy difícil calcular el valor de las mismas, sí tenemos constancia de que durante el Imperio Nuevo la vida era muy cara.

La principal vía comercial y de transporte era por el Nilo, río navegable que atravesaba el país de Norte a Sur, y en el que se iban construyendo redes de canales, tanto para facilitar el regadío del suelo fértil, como para mejorar las vías de transporte. Las expediciones comerciales eran de responsabilidad directa del faraón .

 

©Maqueta de mujeres en telares. Museo Egipcio de El Cairo.

 

El hecho de no disponer de algunos bienes necesarios para el buen funcionamiento de la sociedad, dio un impulso al comercio, pero no para la obtención de beneficios sino para el simple intercambio de materiales no disponibles habitualmente Los egipcios exportaban sus excedente: lino, papiro y pescado seco, a cambio de artículos de lujo como incienso, plata y madera fina de cedro, caballos de Asia o marfil, oro e incienso de Nubia.

En definitiva, una economía centralizada, muy organizada, y basada especialmente en la subsistencia y el intercambio de los bienes necesarios, entre los mismos egipcios, o con otros pueblos del Mediterráneo.

 

©Maqueta de panaderos. Museo Egipcio de El Cairo.

 

Egiptodreams y todo su contenido está registrado en la propiedad intelectual